Gato Persa

Valora este artículo
(0 votos)

El Persa, es muy popular entre los criadores pues el 75% de los gatos de pedigrí registrados son de esta raza. Es el gato doméstico de lujo por excelencia. Desciende del gato Turco de Angora; originario de la antigua Persia (actualmente Irán) y Ankara en Turquía. De ahí su nombre.

A partir del siglo XIX se empiezan a exportar ejemplares a Inglaterra y Francia, donde alcanzaron gran popularidad y luego se extendieron a Estados Unidos.

En Inglaterra es donde se crea la raza actual fruto de una cuidada selección de cruces entre el gato Persa de raza pura (procedente de Persia) y el Angora Turco Blanco. De esta forma se obtuvo un pelo más sedoso y se multiplicaron los colores del manto. Su desarrollo actual ha sido dirigido hacia obtener un gato más rechoncho y menos esbelto y con los ojos más grandes, más parecido al originario de Irán.

gato persaCarácter

El Persa es un gato dulce, de temperamento pacífico. De hecho hay quien le llama el "tigre de sofá" debido a su carácter tranquilo y a su preferencia por dormir y descansar. Tiene una gran necesidad de afecto y requiere de frecuentes muestras de cariño por parte de sus amos.

Gran observador y poco expresivo, la mayoría emiten suaves maullidos ocasionalmente. Carece de instinto cazador, lo cual sorprende en un gato.

Se sienten muy bien dentro de una casa y se adaptan perfectamente a vivir en un apartamento, no se treparán por las cortinas ni tampoco arañan y suelen respetar los lugares prohibidos. Para su educación conviene hacerlo de una manera cariñosa, ya que por la fuerza no reaccionan bien y se muestran testarudos.

Al contrario de todos los gatos, éstos no son capaces de limpiarse solos, además el lamido los hace propensos a acumular bolas de pelo en su estómago. Por lo tanto, resulta importante e imprescindible el cepillado diario.

Necesitan mucho juego y entretenimiento. Son gatos falderos, muy amistosos, se muestran tranquilos frente a los niños y soportan bien la presencia de otros animales incluidos los perros. Eso si siempre y cuando el ambiente sea sereno y no halla demasiado bullicio.

Cuidados

Esta raza de gatos exige mucho cuidado y dedicación por parte de los dueños. Hay que cepillarlos diariamente, porque mudan su pelo durante todo el año y es bueno evitar que se les formen nudos o bolas de pelo.

NO TODOS LOS GATOS
DE PELO LARGO SON PERSAS.

Aparte de los Persas existen varias razas reconocidas que son de pelo largo.

Hay muchas características que diferencian al Persa:

Son totalmente chatos, no tienen morro y su diminuta nariz está situada a la misma altura que los ojos. Esto les hace inconfundibles de los demás gatos de pelo largo.

El cuerpo es más corto y compacto y tiene las extremidades más cortas. Esto les da ese típico aspecto de "muñeco de peluche".

En cuanto al carácter, es la raza de gatos con el carácter más tranquilo, sosegado y cariñoso.

Se recomienda para la comida un plato no muy profundo, porque es un animal que no tiene trompa y le cuesta comer en platos hondos.

Se puede bañar a los gatos Persas, con un shampoo especial para gatos. También si el pelo está sucio, se puede usar algún shampoo seco no perfumado y cepillarlos cuidadosamente.

Los ojos deben limpiarse diariamente, con ayuda de un algodón humedecido en agua tibia o solución fisiológica tibia. Si no se limpian diariamente, se irá acumulando suciedad y se manchará la cara, sobre todo en el caso de los persas blancos ya que las lagañas pueden teñirles el pelo de marrón.

Su crianza es difícil, las hembras tienen su primera cría algo más tarde que el resto de las razas felinas. El periodo de gestación es de aproximadamente 64 días y la camada es de pocas crías, por lo general uno o dos gatitos de pelaje muy corto, cuando tienen tres se considera una camada numerosa. Los gatitos suelen separarse de la madre alrededor de los tres meses y no obtendrán su pelaje definitivo hasta la segunda muda del año.

La ausencia del instinto cazador y su necesidad de cepillado diario los hace incapaces de desenvolverse solos para subsistir.


Características

El Persa tiene un cuerpo compacto, redondeado y musculoso, con una estructura ósea robusta. Las patas son cortas y gruesas. La longitud de un gato Persa suele oscilar entre unos 40 a 50 cm, más 25-30 cm de cola y unos 30 cm de altura.

Tiene un pelaje espeso, exuberante, largo y sedoso, con una cola bien poblada de pelo y ligeramente redondeada en el extremo.

Su cabeza es grande, ancha y redonda, mejillas salientes, nariz corta, orejas pequeñas y redondeadas, muy distanciadas entre sí y con mechones de pelo largo y con unos ojos grandes, redondos y muy abiertos.

Actualmente están reconocidas más de 100 variedades de gatos persas. Siendo la raza felina que más posibilidades tiene en cuanto a coloración del manto.

Fuentes: Wikipedia,www.animalesmascotas.com

Visto 4053 veces
Más en esta categoría: « Siamés Bosque Noruego »

Ultimas revistas

Afiches para descarga

En Línea

Tenemos 116 visitantes y ningun miembro en Línea

Descarga Gratis

Manual de Primeros Auxilios para Mascotas

Suscríbete al Boletín

¿Quieres estar al día?

* Requerido
 

Lo más reciente

Lo más leído

Twitter

Nuestro Facebook